Contactar2019-09-20T17:34:07+02:00

Reserva tu cita

Rellena este breve formulario y nos pondremos en contacto contigo a la mayor brevedad posible.

He leído y acepto el Aviso legal y la Política de privacidad

Visítanos en

  • C/ Virgen de los Peligros, 9 28013 Madrid.
  • (+34) 635 966 044

  • HORARIO:
    Lunes a Viernes de 10 a 20 h.
    Sábados de 11 a 18 h.

Teléfono emergencia domingos

635 966 044

Preguntas frecuentes

Aunque ambas tienen el mismo objetivo (mejorar la estética dental), las carillas dentales se clasifican en función del material con el que se fabrican. Por lo tanto, sus principales diferencias radican en la durabilidad que luego tienen en la dentadura, el mantenimiento posterior que puede requerir, la duración de su aplicación y por supuesto, su costo.

En el caso de las carillas de composite, suelen ser las más económicas, su aplicación es rápida (por lo general en una sola sesión), desgasta poco el diente (ya que no se talla antes de colocarlas) y corrigen fácilmente problemas estéticos simples. Sin embargo, pueden perder su color y brillo al poco tiempo, y requieren más mantenimiento o visitas posteriores al dentista.

En cuanto a las carillas de porcelana, su costo es un poco más elevado, pero ofrece acabados más naturales y duraderos en el tiempo, sobre todo por su transparencia, ya que permiten mejores acabados estéticos en el diente que se repara. Aunque si implica un talle previo y su aplicación tome un tiempo más prolongado, el desgaste que se realiza en la pieza dental es poco agresivo y los resultados se conservan por mucho más tiempo.

Si es posible y en muchos casos necesaria para poder corregir el desgaste de la dentadura. Actualmente, existen correctores de excelente apariencia estética y comodidad, e incluso la tecnología ha permitido tener tratamiento de ortodoncia capaces de corregir problemas de estructura que antes solo se podía a través de la cirugía.

Existen distintos factores que pueden afectar la durabilidad de los implantes dentales, pero por lo general tienen una vida útil de unos veinte años, en algunos casos más cuando existen buenos hábitos de higiene y se realizan visitas periódicas al dentista. Gracias a los avances de tecnologías y materiales, los resultados a nivel estético, como en funcionalidad y durabilidad son casi perfectos.

Si, es posible. En estos casos, todo el proceso de planificación para la ortodoncia girará en torno a los implantes dentales existentes y así garantizar óptimos resultados.

Como especialistas recomendados una limpieza dental cada 6 – 12 meses, es decir, al menos una vez al año; siempre y cuando no se presente ninguna enfermedad periodontal, si es el caso, el dentista debe indicar la frecuencia para cada paciente.

Podemos ofrecerte diversos tratamientos para recuperar el color de tus dientes, indistintamente si están manchados o decolorados. En los casos más sencillos, solo bastará con un tratamiento especial de blanqueamiento dental que por lo general toma una sola sesión, es indoloro y sus resultados son naturales. Para otros casos más completos, puede optarse por la colocación de carillas de porcelana, zirconio o composite, pero esto dependerá de la evaluación del dentista.